Europeos cumplen su sueño de servir a Honduras

Federico e Ivetha, de Italia y República Checa, estarán en San Pedro Sula por cinco meses.

Comparte


Para algunos sería una locura salir de Europa para estudiar cinco meses en San Pedro Sula. Para este par de jóvenes del Viejo Continente es un sueño hecho realidad.


Ivetha Chmelova (22) y Federico Giordani (23), de República Checa e Italia respectivamente, están desde hace siete semanas en Honduras realizando sus prácticas de Medicina y cursando clases de Fisioterapia en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras en el Valle de Sula (Unah-vs) como parte de un intercambio universitario realizado entre centros de educación superior de este país con otras de Italia y República Checa.


Lejos de parecerles un viaje arriesgado disfrutan sus actividades con las que al mismo tiempo benefician a miles de sampedranos. Su impresión sobre la ciudad y las personas con las que trabajan es muy distinta a la que cualquiera pudiera pensar.  Este año más de 10 jóvenes sampedranos viajarán a Europa para ser parte del intercambio universitario y permanecerán por varios meses cursando clases de carreras como Medicina, Periodismo, Ingeniería y otras. También realizarán pasantías en universidades prestigiosas de Italia, España, Portugal, Suiza y Estados Unidos.


El año anterior, un estudiante hondureño cursó varias clases en España y de la misma manera un italiano realizó su práctica en el hospital Mario Rivas, por lo que Ivetha y Federico son el segundo y tercer extranjero en hacerlo.  “Tenemos la agradable referencia que en Italia, luego del primer estudiante que vino de allá a realizar su práctica acá, han quedado satisfechos y en aquellas universidades animan a los universitarios que vengan hasta acá”, dice Alejandra Martínez, coordinadora de Movilidad Académica.


Federico, proveniente de la ciudad de Rovereto, Verona, en Italia, realiza su pasantía de Medicina en el hospital Leonardo Martínez de esta ciudad. Hasta el momento se encuentra maravillado porque ha tenido la oportunidad de asistir en 10 partos de mujeres adultas en este centro asistencial.  “Para mí este lugar es perfecto para poner en práctica lo que aprendí en la universidad. Siempre que buscas información sobre San Pedro Sula y Honduras en los navegadores de Internet solo lees noticias de crimen y violencia, pero en el tiempo que llevo aquí he visto que las cosas no son como parecen. Sí, hay que tener cuidado, pero no pasa más”, declara.


La dulce y rubia Ivetha vive encantada con cada clase que recibe en las instalaciones de la Unah-vs. Aunque está acostumbrada a otras condiciones de vida, ella asegura con firmeza que siempre buscó “un lugar como Honduras” para conocer más a profundidad su carrera de fisioterapia.  Las docentes y compañeras destacan el espíritu energizante que tiene Chmelova en cada clase que recibe y que les motiva a estudiar con responsabilidad. Ella llega al Catarino Rivas a realizar sus prácticas de fisioterapia en la Sala de Ortopedia todos los días. “No importan los baños, ni tener que recibir clases en el piso o soportar la inseguridad que tanto nos advierten. Sabía que quería venir a Honduras y puedo sobrevivir con todo, estoy enamorándome de este país”, afirma.  Le encantan las baleadas y espera que los días pasen lento. “Mis padres me llaman a cada instante para saber si estoy bien, pero estoy muy bien realmente”.

 

Fuente: LaPrensa

Comparte este articulo.


Comentarios:

Escribir comentario

Comentarios: 0