Nada puede pararme, asegura una joven latina que maquilla usando solo la boca

Nació con una enfermedad conocida como arthrogryposis que afecta tanto a los brazos como a las piernas.

Comparte


"Me gusta la forma en la que el maquillaje realza la belleza natural. Mi parte favorita a la hora de maquillar son los ojos porque son la ventana al alma y por ello quieres que sean el aspecto principal del maquillaje”.

 

La que habla es Jessica Ruiz, una maquilladora de Filadelfia con raíces latinas —tiene sangre puertorriqueña e irlandesa— . Ruiz es una experta en el maquillaje de los ojos y del rostro —hasta el punto de crear las diferentes tonalidades que emplea—, una disciplina que desempeña usando tan solo su boca.

 

Ruiz nació con una enfermedad conocida como arthrogryposis. "Es un desorden muscular congénito que afecta tanto a mis brazos como a mis piernas, así como a los músculos”. Esta dolencia hace que sea imposible para ella levantar sus brazos, por esa razón, cuando se encontraba en high school decidió buscar una manera de maquillarse a sí misma. 

 

El primer contacto con la que sería su futura profesión se produjo en el año 2007, cuando una amiga solicitó sus servicios de maquillaje para las fotos de su graduación. "Así es como me di cuenta de que esto era algo que podría querer hacer”, asegura.

Y lo hizo, aunque no fue para nada fácil. "Después de la graduación solicité plaza en las escuelas de belleza de Filadelfia, pero ninguna me aceptó por la forma en la que maquillo”, cuenta. "Este fue un gran gran paso atrás para mí. Caí en una profunda depresión y gane mucho peso. Fue algo que sabía que tenía que cambiar respecto a mí, pero también de la industria. Mucha gente, cuando ve como trabajo se quedan como 'oh, wow, es increíble'. Pero yo no lo veo de esa manera, yo me veo simplemente a mí maquillando como cualquier otra maquilladora”.

 

El hecho de no ser aceptada en ninguna de las escuelas de belleza de la ciudad no evitó que Ruiz persiguiera su sueño. "Cuando fui rechazada pensé, '¿cómo puedo darle la vuelta a esto y tener éxito? Así, comencé a ver tutoriales en YouTube para aprender cómo hacer un 'look' de maquillaje completo”.

 

Aunque no fue hasta el año 2011 cuando comenzó a dedicarse a ello de manera profesional.

 

"Estaba analizando Instagram cuando vi todas esas oportunidades. Trabajé en algunos desfiles en los que me prometían que darían a conocer mi historia, pero nunca pasó. Por ello me puse en contacto con Dawane, de Philly Small Business Fashion Week. Él no tenía ni idea de que tenía una discapacidad y tampoco sabía nada sobre mi forma de maquillar. Yo no le dije nada hasta la noche antes del show”, asegura Ruiz.

 

"Ya estaba todo listo y mi trabajo habló por sí mismo. Cuando les llamé la noche antes para decirles 'oye soy una maquilladora con una discapacidad y maquillo con la boca' estaban un poco en shock. Que tuvieran la mente abierta y me permitiesen mostrarles mi trabajo fue maravilloso. También trabajar con otros maquilladores, con estudios de maquillaje y cosmética. Allí estaba yo, la chica que aprendió en YouTube junto a esas increíbles mujeres. Me sentí parte de la familia. Fue justo en ese momento cuando me di cuenta de que nada podía pararme”.

Su experiencia también le ha enseñado que "nadie tiene que avergonzarse de sus diferencias o de sus cicatrices físicas y emocionales. Si tienes un sueño, síguelo. Realmente necesitas tener fe en ti misma y en lo que estás haciendo, sea lo que sea”.

Ruiz trabaja en sesiones de fotos, bodas, graduaciones y "prácticamente en cualquier cosa para la que se necesite maquillaje” en cuatro estados (Nueva York, Delaware, Pensilvania y Nueva Jersey). Tiene una red de clientes de entre 15 y 30 personas y acaba de lanzar recientemente una cuenta en gofundme, en la que gente puede colaborar para "ayudarme a conseguir las herramientas que necesito para vivir mi sueño”.

 

Por otro lado, está desarrollando un proyecto para ayudar y poner en contacto a la gente de la región que padece la misma dolencia. "Mi condición afecta a 1 de cada 33.000 personas, ya sean adultos o niños, y lo hace de diferentes maneras. Estoy sorprendida de que en Filadelfia no haya una organización que ayude a personas con esta discapacidad. Comenzando en diciembre, voy a empezar a reunir a un grupo para concienciar a la población”.

 

¿Su próximo proyecto? Un canal de YouTube en el que ya está trabajando.

 

Fuente: Aldianews.com

Comparte este articulo.


Comentarios:

Escribir comentario

Comentarios: 0