Crean una «fiesta del ruido» para el día 29 de febrero como novedad para las Fallas 2016

El evento tendrá lugar en la plaza del ayuntamiento y completa un calendario pirotécnico novedoso

Comparte


Poco después de haber anunciado la particular revolución de los conciertos de fallas, la firma Amstel ha lanzado una nueva idea para los festejos falleros de 2016. En este caso, se trata de una «mascletà» especial, que tendrá lugar el lunes, 29 de febrero. Con ella, la plaza del ayuntamiento dispondrá de un calendario completo de actividades pirotécnicas que permitirá enlazar desde la jornada dominical del domingo al martes 1. Este disparo supone, además, el regreso a la plaza de la firma Vicente Caballer como tal. Siguiendo la norma de los últimos años de ofrecer unos espectáculos o iniciativas originales y relacionadas con la fiesta, la plaza se convertirá, según anuncian, en la mayor manifestación de ruido imaginable.

 

La excusa elegida para ello es el hecho de que, durante el año 2016 acaba todo el proceso relacionado con la declaración de la fiesta como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Y, como tal, el hilo argumental es lanzar un mensaje a la Unesco. «Hay muchos motivos para apoyar esta candidatura pero, señores y señoras de la Unesco, si aún no se han dado cuenta, las Fallas van a hacerse oír».


El acto se va a presentar oficialmente el martes y enlaza con otras iniciativas llevadas a cabo por la cervecera desde que, en el año 2012, inventara el perfume «Masclet nº5», con una estética similar a la del trueno de mecha. En 2013 ya colaboraron con Vicente Caballer en la interpretación de la llamada «mascletà sinfónica» desde la Estación del Norte, aquella irrepetible recreación de un disparo a base del sonido de músicos percusionistas. En 2014 se realizó una macroencuesta entre tres mil jóvenes valencianos con la que se trataba de explicar por qué se queman las fallas y el año pasado se dedicó ala gastronomía, al colaborar con cinco cocineros para que elaboraran otras tantas tapas, cada una tematizada para los cinco días grandes de fiesta, con una edición especial de botellas de cerveza para cada día.

 

Con este espectáculo sonoro y pirotécnico, la oferta de manifestaciones de pólvora sigue creciendo hasta completar un programa que ya ha quemado algunas novedades, como las que se pudieron ver en las exaltaciones y en la inauguración de la Exposición del Ninot.

 

 

Fuente: Moisés Domínguez - Levante

Comparte este articulo.


Comentarios:

Escribir comentario

Comentarios: 0