El guardia civil detenido por el presunto asesinato de un extranjero da positivo en drogas

El guardia civil detenido: «Antes de que un moro nos reviente de un bombazo, lo reviento yo»

Comparte


Ángel Luis Viana Jiménez, el guardia civil de 31 años detenido por presuntamente matar a un conductor marroquí en la A-3 (carretera de Valencia), actuó de la manera más fría posible contra su víctima. Fuentes de la investigación indicaron que fue él quien provocó el accidente que desencadenó en una discusión de tráfico entre dos conductores pero que acabó en un reguero de sangre.

 

Viana, que llevaba seis días de baja por una lumbalgia, había salido de Arganda del Rey, donde reside su padre (también guardia civil) y conducía un BMW cuando, a la altura del kilómetro 67, sacó de la carretera el Opel Zafira que llevaba Younes S., marroquí de 39 años. Los investigadores trabajan con esa hipótesis y añaden que, a raíz del incidente, ambos comenzaron a discutir.

La secuencia de los hechos fue, supuestamente, la siguiente:

Ángel Luis se apeó del coche, cargó su Beretta oficial y Younes echó a correr durante 50 metros. Le descargó cerca de una docena de tiros, de cintura para abajo. La víctima se desplomó sobre el asfalto.

Publicidad


 

No contento con la barbaridad que acababa de hacer, el guardia se acercó al marroquí, que estaba boca abajo, le levantó la cabeza y, al ver que aún respiraba, le metió un tiro en la cabeza, a quemarropa. Luego, se sentó en la mediana de la carretera y esperó a que llegaran sus compañeros para detenerle.

 

Cuando lo hicieron, de manera espontánea, manifestó: «Antes de que un moro de estos nos reviente de un bombazo, lo reviento yo». Como adelantó este periódico, portaba una catana en una funda «que le ocupaba toda la espalda», precisaron fuentes policiales.

 

Ángel Luis se negó la tarde del martes a declarar ante el Grupo de Homicidios de la Comandancia de la Guardia Civil de Madrid. Ayer pasó a disposición judicial, y también se acogió a su derecho a guardar silencio. La magistrada titular del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 7 de Arganda del Rey acordó la prisión provisional comunicada y sin fianza del imputado. Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) le achacan un delito de homicidio, sin perjuicio de que esta calificación penal pueda variar a lo largo de la instrucción. El reo se encuentra en la cárcel de Estremera.

 

La familia del marroquí que fue presuntamente asesinado por un guardia civil español a la altura del kilómetro 67 de la A-3, a las afueras de Madrid, pidió este martes "justicia" por la muerte de su hijo en un acto que calificó de "racista". 

En una entrevista con el portal marroquí 'Alyaoum24', los dos padres y la hermana de Yunes Slimani, de 39 años, denunciaron también "el silencio" del Gobierno marroquí ante este suceso, ya que en ningún momento han sido contactados por las autoridades de este país. 

 

"Mi hijo vivió durante quince años en España, estaba casado con dos hijos (uno de 5 y otra de 3 años), nunca tuvo problemas en ese país", lamentó la madre de la víctima, Aicha Suabni, quien añadió que su hijo tenía previsto comprar una mercancía en España y volver este mismo miércoles para venderla en Marruecos.

 

Fuente: ABC - 20minutos

Comparte este articulo.


Comentarios:

Escribir comentario

Comentarios: 0