Día Internacional del Migrante: Cáritas demanda al Gobierno que descongele las ayudas económicas

Denuncia que desde 2008 el Ejecutivo siga sin dotar presupuestariamente el Fondo para la Acogida, Integración y Refuerzo Educativo

Comparte este articulo


Este 18 de diciembre se celebró el Día Internacional de las personas migrantes. Entidades católicas, como Cáritas o Entreculturas de la compañía de Jesús, reclaman la atención de la ciudadanía y de las comunidades cristianas sobre la situación de las personas que se ven forzadas a migrar expulsadas de sus países.

 

Cáritas España considera que es un día para “visibilizar el drama del exilio y la migración forzosa, y reclamar que las personas migrantes vean protegidos sus derechos y su irrenunciable dignidad humana en unas condiciones de gran vulnerabilidad”.

 

Entre las peticiones que lanza  Cáritas, reivindica que se aumente la dotación presupuestaria para paliar los problemas de los migrantes en cuanto a acogida e integración. “Es difícil de entender que el Gobierno central siga sin dotar presupuestariamente al Fondo para la Acogida, Integración y Refuerzo Educativo, que desde el año 2008 continúa sin ningún tipo de asignación económica”, señalan en un comunicado.

 

También piden que cesen las expulsiones sumarias en las vallas de Ceuta y Melilla.

Los jesuitas lanzan siete peticiones

Por su parte, desde la Campaña Hospitalidad de las obras sociales de la Compañía de Jesús (Entreculturas, Servicio Jesuita a Migrantes, ALBOAN y Fundación Hogar de San José) hacen un llamamiento a tomar conciencia de que la parálisis y la hostilidad europea ante la situación de las personas migrantes, incluyendo a las personas refugiadas, moviéndose dentro de y a través de Oriente Medio, Norte de África y Europa está causando caos, confusión, sufrimiento innecesario y vulneraciones de derechos.  

 

Los jesuitas lanzan siete peticiones al gobierno y a las instituciones. Entre ellas destaca la de reubicar y reasentar a las personas prometidas.

 

“Preocupa gravemente la situación en Grecia e Italia, países desbordados por la falta de distribución de las personas que llegan entre los Estados miembros. Aunque los compromisos de reubicación deben ser cumplidos antes de septiembre 2017, solo se han reubicado 8.162 refugiados de los 160.000 prometidos hace más de un año – un 5% –. El sistema de reubicación excluye además a muchas personas porque solamente está abierto a algunas nacionalidades”, subrayan.  

 

Para Entreculturas, España y el resto de países de Europa deben priorizar el traslado inmediato de las personas estancadas en Grecia e Italia y cumplir en 2017 con la totalidad de las cuotas de reasentamiento y reubicación comprometidas.

 

Otra de las peticiones es reforzar las vías de acceso legal a Europa, para dar alternativas a las personas e impedir el peligroso e inmoral negocio de los traficantes, “El marco legal español y europeo contempla diversas posibilidades de acceso legal pero no se ha desarrollado por falta de voluntad política. España, por ejemplo, es uno de los países europeos a donde llegan menos personas refugiadas. En 2015, nuestro país ocupó el puesto 13º entre los 28 países de la Unión Europea”, afirman.

 

Piden también ayuda humanitaria y cooperación internacional ya que la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD) española ha alcanzado mínimos históricos.

Los Salesianos, con los menores

También los Salesianos se hacen eco de este drama en la Jornada Internacional para los Derechos de los Migrantes. El compromiso salesiano es apoyar a los menores extranjeros no acompañados. Don Bosco Internacional, organismo que representa a los Salesianos en las Instituciones europeas, apunta que en todo el mundo hay millones de “Menores Extranjeros No Acompañados” (MENA), uno de los colectivos con más riesgo de sufrir violencia, explotación y violación de derechos.

 

En todo el mundo son muchas las Obras Salesianas activas en el campo de los menores migrantes y refugiados: en Estambul, Turquía, los Salesianos acogen desde hace 20 años a más de 1.000 niños y jóvenes que han huido de las guerras de Irak y Siria; en Líbano, acogen en el Oratorio de EL Houssoun; en Kenia, lo hacen en el macro-campo de refugiados de Kakuma; en Alemania, acompañan a alrededor de 500 refugios, la mayor parte de los cuales están en Múnich y Nürenberg, etc.

 

Don Bosco Internacional se pide que las instituciones apoyen a estos menores más allá de que cumplan los 18 años, para promover su educación integral, la integración específica a través de estructuras adecuadas para evitar la constitución de “guetos”.

 

Fuente: RG

   Comparte este articulo


Escribir comentario

Comentarios: 0